1/2/10

Ashok, en el bus Jammu - Amritsar

Después de la escenográfica parada militar en la frontera de India con Pakistán, recuerdo un episodio: Entablé una larga conversación con Ashok en el bus desde Jammu a Amritsar. Veintidós años, musulmán, estudiante de ingeniería en la Universidad de Amritsar, corte de pelo moderno, vestido con remera, jeans y zapatillas. Le comenté en algún momento que había leído distintas opiniones de especialistas apostando a que India se convertiría en la próxima potencia mundial. Como para corroborarlo, le dije que me había impactado Delhi, abierta en profundos tajos por donde pasará un metro modernísimo y llena de edificios futurísticos en construcción.
Ashok fue contundente: India podrá crecer y mejorar, pero jamás será potencia. No tiene alma ni personalidad imperialista. Una nación imperialista tiene que ser guerrera y conquistadora. India ha pasado por varias guerras, pero jamás ha comenzado ninguna. Sólo se ha defendido.

El punto de vista de Ashok me da vueltas en la cabeza. Aprendo, aprendo y aprendo.

1 comentario:

Citizen Pete dijo...

Hola María!
Una blogger me ha dado un "Sunshine Award" (http://fuifduif.files.wordpress.com/2010/02/sunshine.jpg) y bueno, estoy "spreading the love", y tenías q estar en mis favoritos! Un fuerte abrazo!
Pedro